El cañón de Añisclo

A rey muerto, rey puesto. Con la cancelación de mis planes alforjeros, vuelvo a la carga con el tema del Mauna Kea. He decidido que ésta es la última intentona y que, lo haga o no, dejaré de pensar en ello y nunca más volveré a plantearme algo parecido. Basándome en intentos anteriores y en la experiencia previa, decido viajar a Saint Lary con tiempo para poder descansar del viaje 'in situ' y, para desengrasar un poco, me preparo una etapa corta para disfrutar de la bicicleta.

XTREM CAT 1 CAT 2 CAT 3 CAT 4


El cañón de Añisclo Escalona 52 km 1150 m+ IR


(Click en el perfil para ampliarlo)


He dormido en Escalona a pierna suelta. Desde aquí solo tengo unos pocos kilómetros para llegar a Saint Lary a través del túnel de Bielsa. No madrugo mucho y salgo rumbo a Fanlo. Es una vuelta chula y exenta de dureza, justo lo que ando buscando para hoy.


La carretera está bastante desconchada pero se puede rodar con tranquilidad. Un kilómetro casi llano me deja al principio del cañón de Añisclo, con bastantes autocaravanas aparcadas junto a la zona de charcas.


Me meto en el cañón y solo el tráfico se encarga de romper el murmullo del agua. Me encantan estos trazados junto a ríos o arroyos en los que el agua es la música de fondo.


2%, 3%, 4%, ..., con pendientes así solo hay que estar pendiente del paisaje. Como en tantas otras subidas que ya conozco, me entretengo mirando a rincones que se me pasaron inadvertidos la primera vez.


Pasan unos siete u ocho coches en este tramo de sentido único, todos ellos muy respetuosos que se esperan detrás mío hasta que yo les doy paso. Me llama mucho la atención que las matrículas son todas extranjeras, sobre todo de ingleses y holandeses.


Salgo del angosto desfiladero a una zona más abierta y con algo más de pendiente, llegando a un 6% mantenido pero muy llevadero. Los desconchones en el piso siguen ahí.


Hay turistas que me aplauden como si estuviera subiendo el Galibier. Hacía mucho que no disfrutaba tanto de un paseo en bicicleta y esto hace que me replantee muchas cosas.


La carretera hace ya un rato que ha pasado a ser de doble sentido pero ya no coincido con nadie porque todos hacen la circular clásica. Fanlo aparece allí a lo lejos, subiendo un puntito más la pendiente.


Corono el puerto. Han sido más de veinte kilómetro tan tranquilos que ni me lo creo, como un paseo dominical para ir a comprar el pan. Me está gustando mucho.


Decido meterme en el pueblo, cosa que no hice en mi primera vez por estas carreteras. Iba con bastante más prisa. En una bifurcación, tomo la carretera de abajo para ir hasta la plazuela del pueblo.


Hace un día buenísimo, es pronto y no tengo ninguna prisa, así que me quedo un ratito tomando el aire y disfrutando de las vistas del valle.


En el regreso al alto pego un repaso al mapa que hay en el set del GR-15. Tengo pendiente hacer algo de pateo y puede ser una buena opción.


Con las prisas, la otra vez bajé en dirección prohibida, por el mismo cañón por el que se sube. Pero esta vez decido hacer la circular completa como se merece. Las vistas son inmejorables.


La carretera está mucho mejor, sin ningún agujero. Los mismos turistas extranjeros que me adelantaban antes se encuentran en los miradores y me vuelven a dar ánimos.


Se corona otro alto y el descenso ya se hace por detrás. Esta zona de praderas es una gozada, con alguna casa rural por ahí regada.


A partir de Buerba hay un tramo llano y con alguna suave rampa intermedia, ...


...  hasta que ya llega un descenso más pronunciado.


Justo cuando estoy llegando a la zona de charcas, me cae una gota, casi sin darme cuenta. Miro para arriba y el sol se está cubriendo de golpe sin apenas haberme dado cuenta de ello.


Antes de que se ponga a llover, corro raudo y veloz hasta el coche. Ni por asomo me esperaba yo que el tiempo se torciera.


Concluida esta cómoda y tranquila mañana, decido pasarme a Francia y comer en unas praderas del puerto, camino de Saint Lary. Quiero empezar el Mauna Kea a medianoche, justo a las 00:00 de mañana, y la tarde será para descansar.


Pero empieza a levantarse un fortísimo viento y aparecen nubes de tormenta. Una llamada a casa me confirma que, aunque no se espera lluvia, hay previsión de vientos de más de 100km/h. para esta madrugada en el Tourmalet. Ya estamos de nuevo, la cosa se vuelve a torcer. ¡No sé qué hacer!

Safe Creative #1007090003507

0 comentarios :

Publicar un comentario

EL AUTOR se reserva el derecho de suprimir, por cualquier razón y sin previo aviso, cualquier comentario que considere inapropiado.

 

STAGE EN ALPES ...

Estadísticas

Usuarios online

Acerca de ...